lunes, 2 de octubre de 2017

Crêpes de garbanzos con cordero y berenjenas



El exotismo de ésta receta, no solo viene de utilizar harina de garbanzo (SIN GLUTEN), sino de los sabores y técnicas orientales empleados.
Conseguimos una comida diferente con unos sabores nuevos.
La harina de garbanzo, se puede encontrar en algunos supermercados. En cualquier caso, se limita a hacerla nosotros mismos con un molinillo de café o un procesador de alimentos. La que no utilicemos podemos guardarla para rebozar pescado o verduras con unos resultado espectaculares.
Hacer los crêpes, es sencillo con una espátula de silicona y una sartén antiadherente.


RECETAS SIMILARES: 
FUENTE: Anna Stockwell (Epicurious)







INGREDIENTES

  • Dos tazas de harina de garbanzo.
  • Dos yogures naturales.
  • Medio kilo de carne de cordero picada. (paletilla o pierna de lechal)
  • Una berenjena.
  • Un tomate.
  • Dos dientes de ajo.
  • Comino en polvo.
  • Pimentón dulce.
  • Pasas. 
  • Piñones.
  • Vino tinto.
  • Rúcula.
  • Estragón.
  • Salsa inglesa. (Perrin's)
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Aceite de girasol.
  • Sal.


ELABORACIÓN
  • Ponemos a remojar un puñadito de pasas en un cuenco con un vaso de vino tinto.
  • Picamos el tomate y la berenjena. Reservamos
  • Para preparar los crêpes, mezclamos en un bol la harina, un yogur, una pizca de sal y tres tazas de agua. Formamos así una pasta que no debe estar espesa. Reservamos.
  • Calentamos dos cucharadas de aceite en una cazuela. Añadimos la carne picada, una cucharadita de comino, media de pimentón y una pizca de sal. Cocinamos removiendo con una cuchara de madera y evitando que se apelotone la carne. Cuando comience a dorarse, retiramos del fuego y reservamos en un bol.
  • En la misma cazuela utilizada para la carne, añadimos la carne y rehogamos la berenjena con una cucharadita de sal, moviendo de vez en cuando, para que se cocine  de manera uniforme. Añadimos el ajo picado mezclando bien. Después las pasas junto con el vino. 
  • Dejamos evaporar el alcohol del vino y agregamos el tomate, los piñones e incorporamos la carne. Añadimos agua hasta que apenas lo cubra todo y dejamos cocinando a fuego medio durante veinte minutos.
  • Mientras se acaba de cocinar, elaboramos los crêpes. Calentamos una sartén mediana y pincelamos el fondo con aceite de girasol. Con un cazo, añadimos un poco de la mezcla reservada y cuando esté tostada la parte inferior, le damos la vuelta ayudándonos con una espátula de silicona. Según vayamos haciendo, las vamos colocando una sobre otra en un plato.
  • Preparamos una salsa mezclando un yogur, sal, pimienta, estragón y unas gotas de salsa inglesa.
  • Presentamos a la mesa un cuenco con la carne preparada, otro con la salsa de yogur, una fuente con rúcula (o similar) y el plato con los crêpes para que los comensales se los preparen a su gusto.